Compartir

Darth Vader es considerado el mejor villano de la historia del cine. Su silueta, su respiración, sus movimientos, todo lo que rodea a la figura del icónico personaje es reconocido a nivel mundial. Todo menos algo. David Prowse, el hombre detrás de la máscara.

A sus 80 años David vive tranquilamente en el anonimato a las afueras de Londres. Su vida es aparentemente sencilla, pero a diferencia de cualquier otro vecino de su pequeño barrio de Croydon, David esconde una de las historias mas increíbles que se pueden contar.

Nuestra aventura empieza cuando un joven director de cine decide viajar a Londres para proponerle a David Prowse algo que nunca hubiera imaginado: Volver a rodar una secuencia de la mítica trilogía. Un secuencia que se le prohibió rodar en su momento, y que impidió que el rostro de Prowse fuera tan reconocido como los de sus compañeros de reparto, Harrison Ford, Carrie Fisher o Mark Hamill. El objetivo es acabar con una gran injusticia, atendiendo así a miles de fans que defienden que esa escena siempre debió interpretarla David Prowse. De una manera simbólica y sin ningún ánimo de lucro, el director, ayudado por un grupo de entusiastas fans, intentará devolver a Prowse el reconocimiento que nunca tuvo.

En su recorrido, los directores de esta película descubrirán algunas pistas sobre el rechazo hacia David Prowse por parte de los creadores de Star Wars. Aparentemente el motivo principal se encuentra en unas supuestas declaraciones a un periódico de Londres, durante el rodaje de “El retorno del Jedi”. ¿Es ese el motivo de porque se condenó a Prowse al ostracismo?.

Quizás ahora haya llegado el momento de saber toda la verdad e intentar que David Prowse interprete por última vez al villano más famoso de todos los tiempos.

I am your father

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here